A favor del verano

Viernes, 27 de junio de 2014

¡Que levante un pie el que no quiera que sea verano de una vez! Ni primavera ni otros sucedáneos. ¡Verano! Con su calor, sus incendios corporales sofocados a base de cerveza fresca. Con su gente en ropa corta o directamente sin ropa. Con los relojes en los cajones, contando el tiempo en la oscuridad, mientras los demás nos llenamos de luz, de sol, de brisa del mar. ¡Verano! Con sus días largos, sus noches cortas, sus viajes vividos y retratados, sus verbenas, sus fiestas mayores, su "para dos días que estamos aquí, vamos a divertirnos". El verano es un espejismo necesario y ya está tardando.

"Fotodiario" en El Periódico

Verano