Jubilea, que algo queda

Jueves, 14 de junio de 2012

De "alucinante" o incluso de alucinógeno calificaría el concierto musical que celebraron en Londres para festejar el 60 jubileo de la reina. Vi a Robbie Williams rodeado de la Guardia Real entonando el "Let me entertain you", a Paul McCartney, Elton John, Stevie Wonder y a decenas de artistas más ante miles y miles de ingleses enfervorizados con su monarca. Banderas, himnos, imágenes de la sufrida posguerra, ovaciones... Un chute de autoestima con corona (colonias incluidas), fuegos artificiales y una Reina que no regala una sonrisa desde 1972 o así.

¡Los ingleses! Dicen que aman a su reina, aunque dudan y critican la institución y lo que cuelga: herederos que no heredarán, nueras díscolas o directamente estafadoras y lo más variado y estrambótico que pueda parir el papel couché. Esta movida no aguanta ni un minuto su traslación a España. Está nuestra monarquía para fiestas y conciertos... ¿Cuál sería el logo? ¿Un elefante? Aquí el Rey, mientras tanto, se ha ido a América a buscar dos cosas: dinero para nuestras arcas llenas de telarañas y credibilidad. Después del tropiezo africano, todo esfuerzo es poco. Le escuché decir: "Cuando trabajo mucho, como ahora, estoy muy bien". O algo así. Cómo cambian las cosas...

"El Berenjenal" en Interviú.

John Coltrane y Miles Davis

Miércoles, 6 de junio de 2012

Un buen amigo me envía un video desde muy lejos. Solo un video, una actuación musical de dos genios en la televisión. (Sí, sí, hubo un tiempo en el que los músicos iban a la televisión). Por la pieza, por lo que desprende, por lo que transmite, creo entender cómo se encuentra mi amigo. El jazz es un estado de ánimo.

Portet forever

Domingo, 8 de abril de 2012

Revisando un poco este blog, constato que siempre escribo y hablo bien de Quimi Portet. No hay otra opción. Es así y siempre lo será. Portet alcanzó la sabiduría popular hace mucho tiempo y acercarse a su trabajo, supone disfrutar como un loco. Portet tiene esa sabiduría que te otorga ser un tipo normal, (no diría que corriente), librepensador, crítico, propietario de un mundo sonoro propio y, sobretodo, un humor ácido, surrealista en la forma pero muy realista en el contenido. Quimi ha vivido en la gloria de las giras con "El último de la fila" y ahora disfruta de su popularidad "comarcal", como él la llama.

Como todos los listos, Portet anda perplejo ante la condición humana y sus consecuencias y ha encontrado en las canciones la mejor manera de expresarlo. Canciones donde hay algo de poesía, acervo popular, denuncia social y también puro divertimento. Ha sacado un nuevo disco que titula "Oh my love". Es en catalán. Sólo por escucharlo y disfrutarlo, valdría la pena aprender el idioma si no lo sabes. Y si no te apetece, como diría Portet: "tranquilo, no pasa nada". Lo dicho: "Portet Forever".
Soy tan fan que me regaló el disco y luego me lo he comprado. Ahí lo dejo...

Quimi Portet
Quimi Portet por Sergio Vargas

Los cantautores

Domingo, 25 de marzo de 2012

El mundo mal llamado "moderno" se ha encargado de arrinconar injustamente a los cantautores. Esa gente que en los momentos más jodidos, cantaron lo que muchos pensaban, altavoces con piernas, sensibilidad, crítica, sentido común poesía. ¡Como si ahora los tiempos no fueran jodidos!

Las modas (¿quién diablos sabrá lo que son?) han llevado la música a territorios puramente estéticos, vacíos de contenidos y altamente cuestionables. Por eso, resulta reconfortante este video, donde se reivindica la figura de Luís Pastor (por favor escuchen la letra) a través de más de cien profesionales de la cultura. Es un trabajo de Lucía Alvarez y Lourdes Guerra. Doméstico, urgente, dando la cara... Felicidades.

Una buena tarde

Lunes, 13 de febrero de 2012

Una buena tarde
¡Pues que buena tarde echamos en Radio Barcelona con Serrat y Sabina! Rosa Badia que dirige y presenta "Tot és comèdia", me invitó a participar, a dar una sorpresa a los dos pájaros que han vuelto a juntarse.

Protagonizaron un programa especial que se emitió el sábado. ¿Qué iba a decir? Pues dije que "por supuesto" y allí que me planté para escuchar a los veteranos más gamberros y queridos del panorama musical.

Siempre he pensado que su amistad y complicidad es un regalo para todos. Es una suerte que los dos tíos más queridos de la canción se caigan bien, se piquen, se quieran y salgan de gira con disco nuevo.

Pueden (y van) por separado arrasando, pero ahora han descubierto que sumando se lo pasan cojonudamente. Son de esas conjunciones que valoraremos dentro de muchos años.

Me limité a decir dos tonterías y luego me quedé para aprender de su sabiduría y de su sorna.

Cuando hablan los buenos, lo que tienes que hacer es callar, relajarte y escuchar.